domingo, 23 de febrero de 2014

Resurgiendo del cajón la mayoría absoluta sin pasarnos de tiempo.

Arranca la sesión de la noche con el coro del Sherrif y el Habichuela: Las Mayoret de Edad. Llegan estas mujeres entradas en años que han llegado desde Francia,  fueron la revelación del momento en el 60. La primera letra de tango le echan un buen rapapolvo a Ortega Cano. Que todo lo que le está pasando se lo merece, porque tampoco pone de su parte para remediarlo. En el segundo comparan la época d Napoleón con la situación que vive Cádiz en la actualidad. Cuplés un poco raros. El primero para las peruanas que trabajan como teleoperadoras. El segundo para todas esas pastillas que se toman. Creen que son las culpables de que haya visto a Rajoy en los camerinos. Un poco flojos. Mantienen el nivel en el popurrí pero la carrera para semifinales se cotiza muy alto.


Pelotazo. Eso es lo que trae Vera Luque este año con Esto sí que es unachirigota. Vuelven al Falla el Consejo de Ministros (Consejo de los Imputados) que vienen a decirnos lo que les sale “del pepepino”. Dando un golpe en la mesa. Una mayoría absoluta en toda regla. Tremenda la cuarteta “ponme la mano aquí, ponmela un poquito y aquí ponme el sobrecito”. Coreado por el Falla entero. Los tienen calados. Aseguran ser el mejor Gobierno que tiene ahora mismo España. Hasta los leones se echan un bailecito. Increíble como introducen los pasodobles: con música de “El Padrino”. La primera de las letras es tremenda. Para las cuchillas de Melilla que hacen que los inmigrantes no puedan entrar en España. Aunque luego la realidad es muy diferente, una vez aquí se tienen que encontrar con otras cuchillas “las del odio y la xenofobia”. Y les “amputarán la vida” nada más llegar. Y si esta letra es cantada por los propios ministros “que me gusta un recorte y una tijerita” le da más ironía a la letra si cabe. Un pasodoble que esperemos remueva conciencias. Segunda letra a la Alcaldesa Teófila Martínez. Es “su niña bonita”. Pero a la vez “obediente y sumisa”, porque algún día quiere ser ministra “espérate sentada”. Que será toda una terrateniente en Cádiz pero que “traicionaste al gaditano votando que no” al trabajo en la Bahía. Vamos que se puso de parte del partido. Me parece que es una de las mejores letras que se ha cantado este año. “No ni ná”. Beben agua y dan panchitos a los leones. Los cuplés introducidos con pitos más peperos “¡Cago en la madre que parió a Felipe González!”. La primera letra al registro que se produjo en la sede del PP. Que lo inspeccionaron todo. “¡Menos mal que la grifa la tenía metida en los huevos!”. Muy buena. En la segunda comparan las andanzas de Chabelita y el hijo de Ortega Cano que vienen ambos del Perú. Rematan que al final el hijo de Ortega Cano sí que tiene que ser suyo porque sigue la misma estela que el padre (cogerse morazos, conducir en estados lamentables...). Siguen diciendo en su estribillo que la “culpa la sigue teniendo Zapatero”. El popurrí de los mejores de este año. No decae en ningún momento. Desde el trote de Aznar con Ana Botella que ya sabemos de donde le sale el bigote. Las canciones que le cantan a los altos cargos que les viene a visitar. El mejor para Merkel que cantan con los pantalones bajados y calzoncillos de corazones “está sera tu casa...será tu hogar....para lo que quieras y más...”. La gente enloquece cuando cantan la cuartera “Entre Rejas”, con chaqueta carcelera y reja. Y se van con la rumbita del sobrecito. Fin de la cita, hasta el próximo pase. Esto es un primero, lo digo.

OBDC Monstruozz es la tercera entrega que este año nos trae el joven autor Germán Rendón. Resurgen de su tumba para luchar por un puesto en Semifinales. Su primera letra es para Pitina, una señora que está a favor de la Ley del Aborto y de las cuchillas de Melilla. Que el día del cáncer lleva un lazo rosa o que va a misa todos los domingos. No es más que un trasfondo. Es una crítica a la doble moralidad que tienen ciertas personas, que delante de unos se comportan de una manera, pero luego en otras situaciones esa fachada desaparece. Primera letra de la noche en la que se homenajea a Don Tino Tovar Verdejo, y a lo que representa. Un hombre “puro y sencillo” que es una referente para la cantera. Y que ahora, que eres Dios Momo eres aún “más fresco y natural”. Alguien a quien ellos admiran por su “humildad y nobleza”. Que es el espejo donde ellos se miran como referente del Carnaval en su tierra. ¡Arrea que pasodoblón!. Los cuplés haciendo tipo a su interpretación. El primero a los radares de policía que están todo el rato echando fotos. Les llegó a su casa una multa y que casualidad que en la foto salía Teófila. Segundo para la Teo (¿otra vez?) y Vicente Sánchez, que en realidad son los dos leones que el Vera lleva en su chirigota. Reivindicativo estribillo: “que eres un peaso monstruo y el miedo lo tienes tú”. Popurrí marca de la casa de este joven autor. Apuntan alto, muy alto. Tiene muchísimo contenido.

Esperemos que el cuarteto no se pase de tiempo. Los que siempre se pasan de tiempo regresan para arreglar la que liaron con la Teo en preliminares. Dicen que no le van a cantar al abuelo porque ya les quitaron tres puntos “al carajo el abuelo”. Doc, que viene del futuro le dice a Marty que su hijo es un drogadicto y su hija una prostituta “¡Menos mal que no me han salido políticos!”. Doc se da cuenta de lo fea que es la madre de Marty. No sabe cocinar la mujer “pide la receta del melón con jamón”. Doc dice estar colgao “yo entro en una Oficina de Información y Turismo y no pregunto nada”. Y así es como comienza esta loca parodia en la que regresamos al futuro (con canciones de comparsas de primeros premios, desde las mas antiguas a las más modernas). Aparentemente ya en el futuro todo está igual que siempre. “Yo me compro un Redbull y me relajo”. Marty “yo voy al Ikea y cojo las flechas al revés”. Un señor que está sentado en el banco les explica que la Teo quedó traumatizada en su infancia y que volvió para vengarse de los gaditanos. Y que ahora para que la gente sea feliz hay que decir mentiras. Vamos que el mundo en el futuro es al revés. Todo lo que se dice se entiende al revés. Se dirigen a las ninfas, al Palco, a Vicente Sánchez. Incluso al Jurado. Que estos ni al revés ni al derecho los entienden (por su pase del año pasado). Está el mundo tan al revés “¡Que hasta un chino se coge vacaciones!”. Aparece en escena una madre con su hijo. Menudo niño que le hace corte de mangas a la madre. Y ella le come los huevecitos (todo es al revés ¿recuerdan?). Esto es una locura. Un policía inspecciona El Delorian “está tan bien aparcado” que el policía les da hasta dinero. Está todo tan al revés que “Ortega Cano ha montado hasta una autoescuela”. Brutal. Deciden poner orden y regresar al futuro para arreglar el desastre de la Teo, pero antes vamos “a no cantar los cuplés”. En la primera letra nos dicen que el 31 de Diciembre las uvas se las tuvieron que comer por señas. Porque era el traductor de Nelson Mandela el que les traducía. Traduce hasta el estribillo. Y hablando de funerales...la segunda letra es para esa moda de los funerales en los que se te pone música. Ellos aseguran que si se muere Rajoy “se aprenden de memoria el cd de Paquirrín”. Tremendo homenaje a los percusores del cuarteto Peña y Masa “Guais, Plais McFly”. Al tipo. Y vuelve a locura en el tema libre. Regresando al pasado con músicas de primeros premios en chirigotas. Aparece un cura con tres mozos ¡Veras tú!. “Marty pon cara de antiguo”. Le preguntan que si ha visto a la Teo. Aparece de repente un niño porculero que echa cojones “¡Es Juan Carlos Aragón!” El cura le dice que deje de hacer la peineta ¿te lo tengo que decir en italiano? ¿O mejor en Uruguayo?. “Mejor en Alcalá de Guadaira”. Le da una patada a Doc que le dice que para el futuro tenga en cuenta que Catastrophic Magic Band va a triunfar. Marty remata diciendo que “este se cree que es el Golfo de Cádiz”. Tremendo. Y aún tenemos que averiguar quienes son los demás chiquillos. Y encontrar a la Teo. El cura regaña a dos niños que no paran de estar juntos todo el rato ¡Son el Carly el Subiela!. “Carapapas caca”. De repente Marty se encuentra detrás del banco a uno comiendo anacardos ¡Es Julio Pardo!. Y entra en escena Teo de joven que se pone a hablar con su amigo imaginario sin hacerle caso a estos dos. “¡Estará hablando con su futuro marido!” (por eso de que nadie sabe quien es). Intentan atraerla haciendo la gaviota, pero al final la Teo sucumbe a su timidez cuando ve un sobrecito. La secuestran con la idea de mandarla a la prehistoria con los bichos. Así pasa desapercibida. Aparece la supuesta madre de la Teo buscando a su hija. En realidad a la que busca es a su hermana gemela Matilde. La Teo buena se encontraba jugando con Julio Pardo detrás del banco. Marty se va a la prehistoria pero en vez de buscar a la Teo lo que hace es venir con novia. Total que en la siguiente entrega. Que la habrá, tienen que volver al pasado del pasado a resolver todo este embrollo.”Para mí quererte nunca será perder el tiempo”. Continuará...

Escucha Jurado a estas chicas que vienen muy bien afinadas. Oýeme es toda una alegoría a la música. Bonita presentación con un despliegue de voces brutal. Quieren que las escuchemos. Y yo estoy embobada haciéndolo. Antes de comenzar su primer pasodoble se ponen unos gorros. Que no son ni más ni menos que gorros de ciertas agrupaciones punteras de Tino Tóvar (se puede ver Las Estaciones o Juana la Loca) entre otras. Y a todo esto le sumas sones de La Bótica, el pasodoble tiene los ingredientes perfectos para ser una letraza. Y lo es. Homenaje a Tino. Dicen que Paco Alba es el padre de la comparsa, pero “contigo Tino se pinta dos coloretes”. PRE-CIO-SO. Ovación y no es para menos. Tino lo recibe emocionado desde su palco. Segunda letra que se le canta al Dios Momo. Segundo pasodoble para la marca España. Esa que se exporta a todo el mundo. La marca España es el capote, los toros, la peineta, el toreo, la alegría, el vino, los molinos, el mar, la bata de cola...Pero ellas dicen que esto no es la marca España, que está mal representada. España es ese país donde quienes nos gobiernan son unos ladrones, cuya oposición no hace nada más que calentar una silla. Los sindicatos y la realeza tampoco se salvan. Que estamos representados “por sinvergüenzas”. Y rematan que “me da vergüenza ser de España”. Primero de los cuplés para la comida de caballo que vendían en el Ikea. Que hasta su novio un día relinchó. El segundo es un intento de soborno con la música de la chirigota del Vera y los sobrecitos. El estribillo es muy elegante y dulce. Popurrí con metáforas muy chulas introduciendo las letras musicales. Me gustaría escucharlas en semifinales.

Tas el descanso se suben a las tablas del falla Los número uno, unos Elvis Presley muy de Cádiz. Primero de los tangos para todo lo que está sufriendo la Bahía. Todo eso que se prometió en su momento y que no avanza. Estamos en lo que se llama " el juego de las mentiras". Segunda letra de homenaje a la Tacita de Plata. Construida y desarrollada a través de una nana que una madre le canta a su bebote. Letra muy dulce. Primer cuplé simpático para el pregón del Lobe y su chirigota. Menos mal que después de 30 años siguen juntos. Segundo para la dieta de la alcachofa que no tienen los resultados esperados en su parienta. Buenas sensaciones de este coro que no sabemos si moverán las caderas en la siguiente fase.

Vuelven a salir los cuarteteros Emilio Tello y Gago con su tipo de Drácula de gran estoque para contarnos que tienen La comparsa perfecta, y les sirve de introducción a estos para cantar. Es la apuesta de Juan Fernández este carnaval. Dicen que les han colocado un sensor a dichos comparsistas para que éstos controlen sus impulsos y no se caigan por el foso. Metidos en contexto como tiene que ser. En la primera letra de pasodoble dicen que tenemos que echar a los socialistas de Andalucía “porque nos han quitado el pan de mi casa”. Piensan que el PSOE ha perdido la esencia de sus primeros años y les critican que “llevan 30 años viviendo del pueblo”. Letra valiente por derecho. El segundo pasodoble es un poco dramático. A ese niño que ha sufrido acoso escolar y que se muere “porque nunca le han dejado vivir”. Aquel niño se fue “a la gloria de los buenos”.Primer cuplé a la moda de encender las luces al terminar el popurrí. Han cogido tal trauma que el otro día su madre encendió la luz y le aplaudió desde la cama. Segunda letra para otra moda, esa de aprender inglés para tener el B1. Moda que ellos han usado para nombrar todo en inglés cuando van por la calle. Se encuentran con su ex y no les sale el inglés “ahí va esa hija de puta”. ¿Será esta comparsa suficientemente perfecta para que el Jurado la pase a Semifinales?.

Merecido paso a cuartos de la chirigota del Choza: Los del Aragón resurgiendo del cajón. Vuelven estos míticos y entrañables payasos de la tele. Pura nostalgia. En el primer pasodoble se enfundan la bufanda del Cádiz para hacer un recorrido por todos aquellos jugadores ilustres que ha tenido el equipo. Desde Mágico González a Juan José. Recuerdo, pero la vez crítica. Para la situación por la que atraviesa el club tanto en el plano institucional como financiero “en dónde sólo han quedado payasos”. Un circo de payasos vamos. Segunda letra mucho más emotiva. Para esos abuelos que son a veces el único sustento de la familia. Preciosa letra. Que cuando el abuelo se muera “le pondrán dos alas y serán un ángel del cielo”. Primero de los cuplés para decirnos que ningún sitio donde hay playa quiere los restos de Franco. Y son los de Jerez lo que se están partiendo de risa. ¿Porque no tenemos playa? (???). Segundo para la cantidad de mariquitas que hay hoy en día. Mira tu como siempre “Don Pepito estaba en casa de Don José”. Le dan la vuelta para dirigirse al Jurado, que esperan que no haya ninguno “¡ya verás por donde me van a dar para el pase siguiente”! Mensajito directo. Estribillo al tipo, dicen que ellos siempre han recibido muchas ovaciones pero que “desde que está Rajoy ya llevan tres finiquitos”. Popurrí muy bien construido. Piden perdón al Jurado por el cuplé. Tiene muy buenos golpes. Hasta las músicas entretienen. Esperemos que el Jurado no los meta en el cajón. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario