jueves, 30 de mayo de 2013

LA COPLA TIENE NOMBRE DE SÁTIRA NEGRA


Porque el mundo de la copla se pueden entender con sus luces y sombras. En blanco o en negro. En este caso, negro. No hablamos de grandes copleras como Marifé de Triana,  Juanita Reina o la mismísima Concha Piquer.  Hablamos de La Copa Negra. Tras el éxito cosechado con las Chirigóticas y La maleta de los nervios. Vuelven Teresa, Ana y Alejandra .Y no es porque sean de Cádiz. Pero es que ser de Cádiz es mucha tela. Y en este caso más. Salidas de lo más profundo de la tacita de plata y consideradas durante mucho tiempo (y lo que queda) como la chirigota ilegal de las niñas, con esta obra se consolidan como auténticas actrices. Y no es para menos. Cómo tres mujeres solas, en un escenario portátil hacen de hombre y de mujer respectivamente. Ya solo con ver a esa "mali carmen" salir a escena te tienes que reír. Tiene ese toque añejo a las cositas de cai. Pero la palma se la lleva ese José Luis, cuyo retrato de su personaje es el que marca el hilo de la historia.

Se desmontan típicos tópicos de la vieja tacita donde el Sur se hace más Sur.  Es el retrato del típico macho llevado a todos sus extremos. Son sus gestos su forma de decir las cosas, su vida en general lo que hace que te desternilles de risa.

El mensaje es clarito. Cómo se manejan los chanchullos y las chapuzas en un mundo donde lo que marca es el sobrevivir. Con un tono sarcástico y achispado que no deja indiferente a nadie. Reír por no llorar.  Pero los argumentos son eso, argumentos, para quien los entienda. El lenguaje que se usa no es cursi, aunque hay mucha comedia. Se dicen cosas que se piensan y que no sé se deberían decir. Esa cursilería que Quiñones refleja en sus comparsas, pero con ese mensaje de fondo que tanto nos gusta a los carnavaleros.

El argumento gira en torno a Jose Luis (interpretado por la carismática Teresa), un hombre canalla y zalamero que regenta un bar-shor llamado: la copla negra. Donde la música fluye al son del flamenco y la copla (en este caso con toques divertidos adapatados al argumento). En él trabajan tres mujeres que se conocen de toda la vida y a las que, las heridas del tiempo las han marcado de por vida.

Genialidad, originalidad, autenticidad es lo que define a esta obra tan simbólica. Con ella, las historias del sur del sur se hacen más palpables. Sólo tienen que ir a verla.

Próximas Actuaciones:
20 y 21 de septiembre
Cádiz. Teatro Falla
18 y 19 de octubre
Málaga. Teatro Cervantes




No hay comentarios:

Publicar un comentario